¡Felíz cumpleaños Club Atlético Boca Juniors ! | elporquedemilocura

Hace 106 años atras se fundaba la intitución más grande del mundo, el club más ganador de la historia
mundial de clubes, ese club fue llamado Club Atlético Boca Juniors, y "elporquedemilocura"
le regala este post, en agradecimiento a la felicidad de millones de personas, en las que estoy yo también.
Boca Juniors gracias por hacerme tan felíz.

El Club Atlético Boca Juniors es una entidad deportiva de la ciudad de Buenos Aires, Argentina, precisamente del barrio de La Boca, donde se halla localizada. Fue fundada el 3 de abril de 1905 por cinco jóvenes inmigrantes italianos. El fútbol profesional es su disciplina más destacada, aunque también compite a nivel profesional en baloncesto y voleibol. Juega sus partidos de local en el estadio Alberto J. Armando, conocido popularmente como La Bombonera.

Considerado un grande del fútbol argentino, es, junto con el Milan de Italia, una de las instituciones con mayor cantidad de títulos internacionales oficiales en el mundo, con 18 conquistas.
Participa de la Primera División desde 1912, y es, con Independiente y River Plate, uno de los equipos que disputó todas las temporadas a partir de la implantación del profesionalismo en 1931 y, junto con éstos equipos y Arsenal, uno de los cuatro equipos del fútbol argentino que nunca descendió de Primera División. Ha ganado 29 campeonatos de liga argentina,3 6 en la era amateur y 23 en la era profesional y posee además un título honorífico de la era amateur, la Copa de Honor, obtenida en 1925. Todos estos logros hacen de Boca Juniors el club argentino con mayor cantidad de títulos oficiales nacionales e internacionales, con 47 conquistas.

Asimismo encabeza el ranking Conmebol por países, para Argentina. Esta clasificación, elaborada por dicho organismo, constituye un instrumento de referencia histórica que procura reflejar qué equipos, desde la instauración de las contiendas internacionales oficiales, han tenido mayor suceso, dentro de cada país miembro. Esto convierte a Boca Juniors en el equipo argentino más exitoso a nivel internacional en Sudamérica.

Además, la IFFHS lo ha elegido como el Mejor equipo del mundo del mes, en cuatro oportunidades desde que se comenzó a realizar esta clasificación, en el año 2000, y según el ranking mundial de todos los tiempos del mismo organismo, Boca se encuentra en el puesto 15º, además de haber estado más de cinco veces entre los 25 mejores clubes del mundo.

Boca Juniors ostenta el récord de mayor número de partidos invictos de manera consecutiva en el fútbol argentino con un total de 40 encuentros, que transcurrieron entre el Clausura 1998 y el Clausura 1999.8

Posee también el récord de mayor cantidad de bicampeonatos, con 6 conquistas a lo largo del profesionalismo: 1934-1935, 1943-1944, 1964-1965, Metropolitano 1976-Nacional 1976, Apertura 1998-Clausura 1999 y Apertura 2005-Clausura 2006

Entre los jugadores destacados a nivel mundial que han vestido la camiseta de Boca Juniors se encuentran Diego Maradona (considerado el mejor jugador del siglo según una encuesta de la FIFA), Ángel Clemente Rojas, Francisco Varallo, Roberto Cherro, Severino Varela, Américo Tesoriere, Silvio Marzolini, Claudio Paul Caniggia, Guillermo Barros Schelotto, Hugo Gatti, Martín Palermo, Juan Román Riquelme, Gabriel Batistuta, Carlos Tévez y Antonio Rattín. También contó entre sus filas al quíntuple campeón de Europa (Alfredo Di Stéfano) y al cuádruple campeón de América (Carlos Bianchi), aunque como director técnico.
La Bombonera.

Corría el año 1924 cuando Boca, luego de haber jugado como local en diferentes campos de juego cuyos terrenos alquilaba, se estableció definitivamente en el predio que posee en la actualidad ubicado entre las calles Brandsen, Del Crucero (ahora Del Valle Iberlucea), Aristóbulo del Valle y las vías del tren. El estadio era típico de la época, de estilo inglés. Es decir, mucha madera, columnas altas y finas, y techado en el Sector de Honor. En 1931 se decidió comprar los 21.471 metros cuadrados de dicho terreno a 2.200.000 pesos de aquellos tiempos. Sin embargo, pocos años después, el presidente del Club Camilo Cichero creó una Comisión Pro Estadio y le asignó al Ingeniero José Luis Delpini la dirección de la obra para tener, por primera vez, una cancha de cemento con capacidad para 100.000 personas. El 18 de febrero de 1938 se colocó la piedra fundamental, que en la actualidad se encuentra en exhibición en el Museo de la Pasión Xeneize, y el 30 de agosto de ese mismo año empezó la construcción del nuevo estadio.

El sábado 25 de mayo de 1940, Buenos Aires amaneció a pleno sol. Esa tarde, Boca iba a recibir a San Lorenzo en un partido amistoso que serviría para presentar la nueva casa Xeneize: La Bombonera. Dos bandejas en la platea y en la tribuna que da al Riachuelo, y una en la que da a lo que hoy es la Casa Amarilla, más el piso en donde se encontraban los palcos, le dieron forma al templo del barrio de La Boca. El sueño de la casa propia con estructura de cemento pasaba a ser una realidad. Tras una emotiva ceremonia, Boca derrotó por dos a cero a su invitado y Ricardo Alarcón, a los 12 minutos del primer tiempo, quedó en la historia por haber convertido el primer gol en nuestro estadio. Y fue él, también, quien el 2 de junio señaló la primera conquista oficial cuando los xeneizes se impusieron a Newell's con el mismo marcador.

Las obras continuaron y el 16 de noviembre de 1941 se inauguró la segunda bandeja en la tribuna que hoy lleva el nombre de Natalio Pescia (en homenaje al gran jugador de las décadas del cuarenta y cincuenta), y entre 1951 y 1953 se construyó todo el tercer piso del estadio y se instaló el sistema de iluminación artificial. La capacidad total llegaba a los sesenta mil espectadores, bastante menos de los cien mil proyectados originalmente, pero con mucho lugar para la irrefrenable pasión del fiel seguidor boquense.

Hubo que esperar cuarenta y tres años para una nueva modificación. El 5 de mayo de 1996, y bajo la presidencia del Ingeniero Mauricio Macri, se cerró el paso de una tribuna social a la otra (en el anillo inferior) para darle lugar a un nuevo sector con asientos a lo largo del campo de juego, y se inauguraron las plateas preferenciales en donde antes estaban los viejos palcos amarillos. Además, comenzó la construcción de los Palcos Vip, que en la semana previa se habían subastado. Dos de ellos fueron comprados por Carlos Bilardo y por Diego Maradona, entrenador y capitán respectivamente, del primer equipo de fútbol profesional en aquel entonces. Los mismos fueron inaugurados el 1° de agosto de ese año en un amistoso contra la Universidad Católica de Chile. También, se convocó a los artistas plásticos Pérez Célis y Romulo Macció para la realización de varios murales que quedaron inmortalizados en la fachada externa que da sobre esos Palcos. Para la conmemoración del Xentenario, al mejor estilo Hollywood, las 100 mayores glorias xeneizes dejaron la marca de sus pies sobre la vereda de la calle Brandsen.

La Bombonera, apodo curioso. ¿Por qué La Bombonera? La leyenda cuenta que al arquitecto que diseñó el estadio, el yugoslavo Victorio Sulsic, le regalaron una caja de bombones y cuando la abrió se sorprendió al ver la similitud con lo que él estaba diseñando. De todos modos, la primera vez que el estadio tuvo un nombre oficial, fue el 20 de abril de 1986 cuando recibió el de Camilo Cichero, en la tarde en la que Boca derrotó por cuatro a dos a Talleres de Córdoba. El 27 de diciembre de 2000, un mes después de haberse consagrado campeón del mundo en Japón, la Comisión Directiva le cambió el nombre y lo rebautizó con el de Alberto J. Armando, exactamente 13 años después del fallecimiento del recordado presidente que dirigió la Institución en las décadas del sesenta y setenta.

Han pasado muchos años y muchos jugadores por el césped de La Bombonera. Por sus tribunas se sucedieron no menos de tres generaciones de feligreses boquenses. Una mística ganada en muy buena ley, tanto que los turistas que vienen a Buenos Aires no se van sin antes conocer nuestro estadio. La Bombonera no tiembla, late. Late al compás de los corazones azul y oro que todos los domingos sufren, ríen y lloran por esa pasión inigualable.

Las camisetas
La camiseta de Boca es más que una simple indumentaria deportiva. Es el tesoro de cada hincha que pide a sus jugadores que la transpiren hasta la última gota de sudor. Es el manto sagrado, ese por el cual se han creado cientos de canciones venerándola. Es el símbolo que une a todos los Xeneizes diseminados por el mundo. Es la sangre, el alma y el corazón de una hinchada que la ama incondicionalmente. Esa que lucieron tantos ídolos durante más de un siglo con fervor y pasión, esa es la Camiseta de Boca.

La camiseta de Boca ha sufrido una incesante modificación en sus modelos a lo largo de la historia. Sus colores, en cambio, sólo variaron en los dos primeros años de vida pero, a partir de 1907, el azul y oro quedó impregnado en la piel de los Xeneizes hasta estos días.

Cuenta la historia que en abril de 1905, apenas fundado el club, la primera camiseta fue de color rosa pero las cargadas de los rivales fueron tales que tuvieron que sacarla de circulación rápidamente. Los hermanos Farenga, dos de los cinco iniciadores de esta pasión, le encargaron a su hermana Manuela que confeccionara, entonces, un nuevo modelo. Cosida a mano, fue de color blanco con tres anchos bastones verticales negros. Pero como tampoco tuvo demasiado consenso entre los integrantes del club, duró bastante poco. Antes de finalizar el año, Boca tenía una nueva casaca, esta vez de color celeste en su totalidad. Sin embargo, al año siguiente jugaron un partido contra Nottingham de Almagro, que utilizaba una tan similar que en ese encuentro se puso en juego la continuidad de la camiseta. Boca perdió y volvió a lucir los colores blanco y negro, pero esta vez las franjas verticales eran múltiples y finitas con una pechera a rayas horizontales, y con la novedad del cuello y los botones.

En 1907 se tomó la decisión de volver a elegir nuevos colores pero lejos estuvieron en ponerse de acuerdo. Entonces, Juan Brichetto tuvo la idea de ir al Puerto y esperar que pasara el primer barco para tomar los colores de la bandera de navegación del mismo. Todos aceptaron y se dirigieron al Puente dos. El primer buque que apareció fue el Drottning Sophia, y los suecos colores azul y amarillo terminaron en el corazón de los Xeneizes.

La primera camiseta con los actuales colores no fue como la que se conoce habitualmente y que marcó tantos años de gloria. Era de fondo azul y con una banda dorada en diagonal, de derecha a izquierda. Recién en 1913, cuando Boca jugó en Primera División, utilizó la camiseta que lo viene acompañando hasta ahora aunque con diversas variaciones en las tonalidades, fundamentalmente en el azul, a lo largo del tiempo.

Desde 1922 y hasta 1935, usó un color celeste fuerte, casi azul, con la solapa acordonada y el amarillo tradicional. En 1936 vuelve al azul oscuro y con cuello cerrado hasta 1981. Siempre, por supuesto, con la franja oro en forma horizontal. En esos 45 años las únicas variaciones fueron en 1940, cuando usó la camisa abotonada y, en 1955, cuando lució el escudo de la AFA por haber sido campeón el año anterior.

A partir de 1981, los diseños de las camisetas fueron variando. En ese año, tuvo cuatro estrellas amarillas en el lado del corazón con las siglas del club en cada una de ellas. Además, por primera vez, colocó en las mangas dos rayas oro desde el hombro hasta el puño. En 1983 utiliza publicidad en el pecho por primera vez en la historia: Vinos Maravilla fue su primer sponsor.

Luego, año a año fue cambiando de marca. En el 1995, la camiseta agregó un nuevo color: el blanco. Eran dos líneas finitas horizontales que dividían el azul del amarillo. Ante la férrea oposición de los socios que adujeron que en el Estatuto del club figura que la camiseta "será azul con una franja horizontal de color oro", al año siguiente se la eliminó definitivamente. De allí en más, muchos diseños fueron surgiendo pero siempre manteniendo la cromática y la letra estatutaria.

Las medias y el pantalón también conocieron diferentes modelos a lo largo de la historia. Aquellas fueron todas azules, todas amarillas y combinadas, y estos nunca dejaron el azul pero el color oro fue mutando en tamaño y en sus apariciones. Un pantalón muy curioso fue el que usó a principios de los años setenta: adelante todo amarillo y detrás todo azul.

Pasarán más modelos y diferentes diseños pero la camiseta de Boca siempre quedará grabada a fuego en la piel de los Xeneizes, en la de los jugadores que la defienden domingo a domingo, y también en la de los hinchas que soñaron ser como aquellos y la llevan en el corazón.



























El escudo, como la bandera y la camiseta, son los símbolos más importantes de nuestro club. Son la identidad y el nombre propio de una historia que ya lleva más de cien años flameando sus colores por todos los rincones del planeta.

A lo largo de toda la historia, el Club Atlético Boca Juniors tuvo cinco diseños de escudos diferentes. El primero se instauró en 1922 y se utilizó hasta 1955. Era de fondo blanco con las iniciales CABJ en amarillo y azul, y una franja también amarilla en forma horizontal.

Luego, con motivo de la celebración del 50º aniversario, pasó a ser azul marino con la franja amarilla en el medio y las iniciales en color negro. Se agregaron en ambos costados una hebra de laureles.

En la década del sesenta desaparecieron los laureles, se agregó un contorno negro y se modificó la sigla CABJ por la palabra Boca Juniors.

En 1970 se regresó al modelo del ’55 (pero sin los laureles): se mantuvo el contorno de color, retornaron las cuatro iniciales y aparecieron las estrellas, en representación de los 20 títulos obtenidos hasta ese momento. Las estrellas debieron haberse incluido en 1932 cuando Boca, en la Reunión de Comisión Directiva del 18 de octubre de ese año, decidió “la inclusión en la Bandera y el Escudo, en carácter oficial y de forma permanente, sobre la franja central, una estrella por cada campeonato obtenido por la institución y por acontecimientos deportivos que por su significación puedan equipararse”.

Además, el estatuto del Club indica que debe aprobarse por la Asamblea de Representantes la inclusión de cada nueva estrella para ser incorporada al escudo.

En el segundo semestre de 1996 se produjo la última modificación, que estuvo a cargo del estudio de diseño Shakespear.Se suprimió la franja amarilla y la sigla CABJ se estableció en tipografía College, que se adaptó como institucional del club.





 Esta es la historia del escudo de nuestro club. Una historia que podrá modificarse con el paso del tiempo, pero lo que siempre quedará incólume en el corazón Xeneize es su significado. Es nuestro estandarte, viva insignia de una gloriosa historia sin final.
Este amor no entiende de resultados. CLUB ATLÉTICO BOCA JUNIORS .
¡¡¡ Gracias por hacerme tan felíz !!! 
Tanta Historia no sé puede explicar, sólo se puede sentir . 
¡Felíz cumpleaños Club Atlético Boca Juniors ! | elporquedemilocura ¡Felíz cumpleaños Club Atlético Boca Juniors ! | elporquedemilocura Reviewed by Martín Palermo elporquedemilocura on 16:45 Rating: 5

No hay comentarios.

Dejar un comentario a esta entrada