Siempre Martín

En un partido tranquilo, Boca le ganó fácil a Huracán en la Bombonera 2 a 0 con los goles de sus dos nueves, Palermo y Viatri. Con una buena actuación, el Xeneize se quedó con los tres puntos y consiguió mantener la valla en cero.
En el primer tiempo, el partido se dio parejo y sin demasiadas situaciones de gol. Los arqueros fueron espectadores de lujo de un encuentro que se disputó en la mitad de cancha. Escudero intentó romper la defensa por el medio junto a Chávez, el doble enganche que plantó Borghi en cancha. Pero la apertura llegó por parte del ídolo. Martín Palermo bajó la pelota de espaldas al arco, giró y con un potente remate de aire clavó la pelota en el ángulo cuando se terminaba el primer tiempo. Así, Boca se iba al descanso con la tranquilidad de ir arriba en el marcador.
En la segunda mitad, el equipo reguló el partido, intento manejar la pelota mediante Chávez, que mejoró muchísimo su actuación y generó algunas llegadas. A los 20, el Pochi desbordó por izquierda, se metió en el área y tras un error de la defensa de Huracán, la pelota le cayó a Lucas Viatri que definió sin problemas para poner el definitivo 2 a 0.
Siempre Martín Siempre Martín Reviewed by Martín Palermo elporquedemilocura on 15:54 Rating: 5

No hay comentarios.

Dejar un comentario a esta entrada